viernes, agosto 15, 2008

I BOUGHT IT ON EBAY / LO COMPRE EN EBAY






















1999 Volvo : V70 XC AWD

Winning bid: US $3,625.00
Ended: Jun-03-08 18:57:35 PDT
Shipping: Buyer responsible for vehicle pick-up or shipping. Vehicle shipping quote is available.
Sells to: United States
Item location: Pawling, NY, United States
History: 22 bids Winning bidder: me














Me debería haber puesto en contacto con los de VOLVO o EBAY y negociar estas entradas al blog, acabarán sonando a publicidad.

Efectivamente, no hay nada ni nadie irremplazable. Después de la elegía a mi primer Volvo, me dirigí a http://www.ebay.com/ en busca de otro.

Mis compras y ventas en Ebay empezaron casi en los comienzos de este gran mercado de la Red. En un principio era tan primitivo y tan poco conocido que lo que en esa época vendía y compraba – mayormente cerámica… Eran piezas únicas. Ahora la demanda ha bajado debido al exceso de oferta. Las piezas dejan de ser únicas cuando se ven por docenas, acompañadas por burdas imitaciones y reproducciones. Todo el que pone algo a la venta sabe lo que vende; y el que compra también. Las ‘gangas’ de un principio han dejado de existir… ¡pensaba yo!

En el transcurso de los pasados 15 años he comprado casi de todo: además de la cerámica, toda la gama de objetos decorativos de principio del XX, bandejas, lámparas, sillas, grabados, marcos, alfombras, libros…y he vendido otro tanto de lo mismo, hasta llegar a un punto de saturación de mi curiosidad: no quiero desprenderme de los objetos que me rodean, no deseo otros distintos a los que tengo, ni más de los que tengo!
No soy coleccionista. El coleccionista tiene que tener cada uno de los jarrones- por ejemplo- de cierta cerámica. Da igual si le gustan o no…hay que completar la colección.
Llegará un día en que vuelva a mis orígenes y viva con una mesa, cuatro sillas, un armario y una cama… Pero volvamos al nuevo amigo de pelo gris:

¿Quién me iba a decir que compraría un coche en EBAY…?
Mi hijo menor, que lo ha hecho antes y con suerte.

Sabía que él estaría ese fin de semana en NY, así que me puse a buscar otro Volvo, lo más parecido posible al perdido. Para qué cambiar cuando tan bien me fue con el primero. De hecho me limité entre los años 1995-1999… Ford compró Volvo en 1999. Miré lo que se vendía en el área de Washington DC, donde vive mi hijo y en NY, donde estaría ese fin de semana. Encontré uno. La subasta acababa en 6 horas. Me comuniqué con él: “go for it”, me animó. Cuando le dije el máximo que pensaba apostar pensó que seguramente lo perdería ya que estaba en perfectas condiciones y, si todo funcionaba como lo anunciaba el dueño (cosa que comprobaría él) el Volvo en cuestión valdría unos ocho o nueve mil dólares. Yo sólo quería gastar cuatro mil. Era una cifra simbólica, lo que habría costado arreglar a mi antiguo amigo, la traición sería menor si hacía esto.

Mi método de pujar es hacerlo en los últimos 30 segundos. Esto tiene su desventaja, si la apuesta de otro es más alta que la tuya, no te da tiempo de volver y subir la cantidad. Hay que pujar por lo que realmente puedes o quieres gastar. La otra desventaja es que si – como ocurre con frecuencia- tu computadora se atranca durante un par de segundos…has perdido ya que tu apuesta no llega a tiempo. Consciente de esto, porque me ha pasado antes, decidí hacerlo. Si ese era el compañero que reemplazaría al primero – seguro azar – todo saldría bien.

No pudo salir mejor. El precio total fue de $3.600. Un tercio de lo que realmente vale y menos de lo que habría gastado en el otro. No he perdido mi pulso…

Ahí están las fotos: No tiene el pelo blanco sino gris plateado, a lo Anderson Cooper, cuatro años mas joven – digno de una mujer de mi edad – y con la mitad de kilómetros que el primero; eso era fundamental ya que no quiero que me deje a mitad de camino.
Aunque más joven que el otro, pero ya con sus años, no esperaba encontrar uno que no hubiera pasado – al menos- por la sala de maquillaje, pero tuve suerte.

Muy bien cuidado está. De buena familia, tenía tres compañeros que le ayudaron a no cargar con todo lo que mi primer Volvo cargó. No tiene bolladuras, ni arañazos; no le falta ni una pieza. Por dentro todo funciona, desde el aire acondicionado hasta el CD player pasando por los cup holders (¿cómo se dice en español?) Limpio y sin rastro de haber visitado un zoológico… todavía.

Ahí está, aparcado. Lo miro desde la ventana. Ya lo estrené, pero como pasajera. Poco a poco me voy acostumbrado, todavía con recelo. Lo inspecciono diariamente a ver cuando aparece la primera bolladura, la primera taza de café derramada en un asiento…la primera vez que nos deja sin gas a mitad de camino…aunque no sea su culpa!

Que lujo haber tenido al otro VOLVO 940 durante tanto tiempo y sentirme en él como en mi propia piel. No creo que eso vuelva a ocurrir pero... lo intentare.


NOTA: no aconsejo a nadie que compre un coche en Ebay, a no ser que tenga un mecánico en la familia





6 comentarios:

VOLVO 940 dijo...

Ahora lo que no te perdono es la foto de Anderson Cooper. Cómo lo llaman, ¿the silver fox?. ¡Es gay!

Chiqui dijo...

Mi querido amigo, para lo que yo lo necesito me sobra y basta. Un lujo, diría yo. Es una pena que te sientas desplazado - ya he dicho que no he manejado todavía a este ‘joven plateado’- tendrías que estar orgulloso de mí. Por otra parte, a ti nunca te pregunté de qué pie cojeabas, verdad?
La amistad no tiene sexo, si de verdad eres un buen amigo; y tú lo has sido…dios sabe que sí.
Mentí. Nadie te reemplazará.
Pero, ya ves, vuelvo a mentir! Así es la vida, una mentira tras otra. Una forma de supervivir.

amalia dijo...

Chiqui lo siento, me es imposible evitar hablar del tema.
Lo hago corto:
Estuve leyendo sobre el Arts & Crafts Movement, sus principios.Cuánta letra azul interesante!
Después de la segunda guerra, hubo otro intento de personalización del trabajo artesanal,y empezaron los "Studio Potters" Bernard Leach & Co (ahí empecé a aprender). Nunca me había adentrado en la historia del proceso, siempre más bien en lo técnico...

Y con respecto al Volvo,desde una óptica mística , podría ser que tu primer Volvo te haya guiado al segundo, una especie de legado a una duenia tan fiel, que no merecía ser abandonada al desamparo.Casi te diría que tu saeta plateada puede ser una reencarnación de aquel legendario viejo blanquito que no pudo más seguir en este mundo...

Chiqui dijo...

De parte de Amalia...

http://www.tierra21.com.ar/Quino_ensennanza.jpg

Chiqui dijo...

Sí,Amalia, difícil dejar de hablar de cerámica. Peter Anderson, de Shearwater Pottery (Mss.) Estudió con Charles Binns (inglés). Tanto él como Leach y otros maestros de la cerámica parten de las ideas fundamentales de William Morris, el originador del movimiento Arts and Crafts.

http://ceramicsmuseum.alfred.edu/exhibitions/binns/

Pero hablando de mujeres, como tú, aquí tienes todo un personaje fascinante en el mundo de la cerámica y , en el mundo del arte en general.

http://www.beatricewood.com/biography_3.html

Chiqui dijo...

Y lo de lo mágico del nuevo Volvo ya lo había pensado. Me pasan cosas así con frecuencia. Me pasaban, ahora cada vez menos!