miércoles, septiembre 30, 2009

El blog de Chiqui: Entradas rescatadas. IV

El blog de Chiqui: Entradas rescatadas.
Entre el 2006 y el 2007 quedaron perdidas, algunas para siempre, las primeras entradas de mi blog. Voy a intentar, poco a poco, incorporar unas cuantas al blog actual. Dejaré los comentarios antiguos más pertinentes al tema de la entrada. Eran demasiados para reproducirlos aquí. Si quieren leerlos todos pueden ir a
http://www.bloggingchiqui.blogspot.com/

NO TAN FELICES SUEÑOS …

Voy en coche camino a Nueva York y con mi fobia a las camas de los hoteles y --¡peor!---de las almohadas, las moquetas y las colchas. Cuando me ducho en uno de estos sitios es casi cómico observar mi salida del baño. Descalza, voy extendiendo delante de mí una toalla y otra, así hasta llegar a la cama, donde lo primero que hago es ponerme los calcetines y los zapatos. Algo así como ir a los Oscar pero en vez de la alfombra roja, toallas blancas. Pero hay algo más repugnante: pensar cuánta gente habrá hecho el amor (detengo aquí mi imaginación) en estos colchones. ¿Y la almohada? Pues hay una pequeña crisis cuando me olvido traer la mía. Cuando esto ocurre, a grandes protestas de mi acompañante, conduzco hasta encontrar un almacén y comprar una barata.Todo esto no está basado sólo en mis neurosis, ni en mis lecturas (Horacio Quiroga, “El almohadón de plumas”), sino en la más rigurosa ciencia. Un programa de televisión examinó con una luz negra varios cuartos de hotel, en distintas ciudades (Miami, Nueva York, Los Angeles): desde hoteles de una estrella a cinco, encontraron en TODOS—en muebles, en el suelo, en el colchón y hasta en las paredes—manchas de sangre, de semen y de orina. ¿Y las almohadas? Philip Tierno, autor de La Vida Secreta de los Gérmenes, declara que después de unos años hasta el diez por ciento del peso de una almohada se compone de los ácaros del polvo y de sus particulas fecales, que pueden verse, en toda su "surrealidad" en YouTube. PD No les perdono si no leen el cuento de Quiroga. Ah, y ¡buenas noches! Que descansen… si pueden.

Esta entrada tuvo en su día 94 comentarios. He dejado 35.

El Pozo y El Numa said...


SOBRE LA MEDIOCRIDAD PERFECCIONADA
Frente a la acepción usual de la mediocridad que respira el DRAE (‘Mediocre: de calidad media, de poco mérito tirando a malo’) hay que darle la vuelta al uso y volver a los orígenes reivindicando el talante de lo mediocre y sus méritos. Orígenes y talantes, que son los latinos de la ‘áurea mediocritas’, como dorado término medio. Donde justamente mora la virtud. Desde allí un mediocre sería un ser excepcional, frente a la creencia de que es un don nadie, un ser banal o alguien próximo a la estupidez.Valores de los medios y de las medianías vinculados con las indagaciones sobre los mundos numéricos del Neoplatonismo: Ya la proporción áurea, ya la Divina Proporción, como relaciones capaces de explicar cierta armonía entre las partes del mundo. Incluso, esa ‘mediocritas’ se enlaza, con los valores formales de las teorías arquitectónicas de León Bautista Alberti para obtener cierta perfección en el artificio construido.Huimos de los valores medios, desde el narcisismo que inoculan las producciones intelectuales de los medios de comunicación y que nos fuerzan no a la ‘mediocritas’ sino a la ‘exceptio’. Pero una ‘exceptio’ no es más que una rareza cercana a la patología y a lo monstruoso. Aunque veamos lo excepcional como sinónimo de lo magnífico, y por ello nos sintamos atraídos por sus cantos de sirenas.La mejor visión de una vida en la ‘mediocritas’, ya se lo apunté antes se extrae del poema ‘De vita Beata’ de Jaime Gil de Biedma. Poema que podía haberse denominado ‘De vita mediocre’.En un viejo país ineficiente/algo así como España entre dos guerras/civiles, en un pueblo/Junto al mar,/poseer una casa y poca hacienda/y memoria ninguna. No leer,/no sufrir, no escribir, no pagar cuentas/y vivir como un noble arruinado/entre las ruinas de mi inteligencia/.No tanto, por ello, los que fingen una excelencia para huir de la mediocridad y exhiben una musculatura lastimosa. ¡Hay tantos! que mejor no contarlos, no verlos, no sentirlos.
zenobia said...
Después de tan bello texto una siente menos vergüenza de escribir algo sabiendo que en su mediocritud se encuentra su virtud, estoicamente hablando. Gracias señor Numa, va en serio.Sobre el viaje Chiqui, supongo que con los años no es que nos volvamos maniáticos, sino que uno/a es ya una manía en sí mismo/a. Hace ya mucho tiempo estuve un fin de semana fuera con la gente de mi clase y por la noche compartíamos habitación entre varios: a mí me tocó con dos chicas. A la hora de dormir cada una se dispuso a seguir sus rituales habituales: una dormía con su osito de peluche de la infancia y la otra con unas piedras relajantes encima del estómago... ¡ y yo era la rara porque dormía sin almohada!!!. Cuestión de perspectiva. Siempre es cuestión de perspectiva. quitarse el sudor de la frente lo explica todo y merece ser imaginado, contado.
matemático demente said...
lo de la "dorada mediocridad" siempre me ha parecido un oxímoron. a excepción de mi amiga zenobia, no creo que el elogio de don pozo haya convencido a nadie. y, sin embargo, no le falta una punta de razón... en innúmeras ocasiones es preferible el papel de comparsa al de protagonista. esto salta a la vista, del modo más palmario, en aquellas situaciones que parecen haberse instituido para satisfacer el desmedido apetito de protagonismo de las personas, como, por ejemplo, las bodas: a nadie en su sano juicio se le ocurre envidiar a los novios. y, sin embargo, algo suena a falso en el elogio de don pozo, algo que no acaba de casar. tal vez dicho afán de excepcionalidad sea algo más arraigado- y menos trivial- de lo que parece a primera vista. así, a bote pronto, se me ocurre que el gran prestigio de que goza el enamoramiento (la palabra es más adecuada que "amor") obedece, en buena medida, a que viene a satisfacer el tal apetito de la forma más perfecta y, además, sumamente barata, pues ni siquiera es preciso hacer nada extraordinario. en otro orden de cosas, el artista o el literato no puede por menos de aspirar a una cierta excepcionalidad y lo mismo cabe decir, seguramente, de otros muchos oficios. ¿los méritos del mediocre? la misma idea de mérito connota una cierta excepcionalidad, pues, si el mérito lo posee todo el mundo, ¿qué clase de mérito es ese? a mayor abundamiento, en un mundo poblado de seres excepcionales o con voluntad de serlo, la mediocridad sería una forma de excepcionalidad, pretensión absurda y contradictoria que, en efecto, asoma tímidamente las orejas en el texto de don pozo, con lo cual venimos a parar al mismo sitio por donde habíamos empezado.
francesca said...
Qué distintas suenan las voces de los que por aquí escriben. De la expresión del señor pozo y numa, además de su indudable habilidad literaria, se puede deducir como un efecto balsámico, una consistencia que se refleja en su tono relajado. Como a Chiqui, me encanta leerle, y lo mejor del asunto es que sea especial pero no único; en la red encontramos mucho talento compartido. Nunca he usado el citado adjetivo 'mediocre', aunque lo he escuchado en demasiadas ocasiones, y siempre me ha parecido una injusticia y una desmedida, -como diría jo tía-. Yo no le pediría peras al olmo...Un saludo cordial a todos.
prozac said...
Pues efectivamente soy mujer, tengo hijos y marido (de esos voy por el tercero y no escarmiento) acumulo todas las neuras típicas y tópicas de las mujeres, y soy absolutamente consciente de mi mediocridad (Después de leer a "el pozo" y al matemático mucho más, les felicito sinceramente por la brillantez de sus escritos) Chiqui, las manías son pequeñas argucias de nuestra mente para distraerse un poco de lo que verdaderamente nos inquieta. Posiblemente te refugias en tu almohada para calmar un poco la angustia por alejarte de tu medio habitual..o algo así, y yo no soy psiquiatra, es una deducción posiblemente equivocada de una mujer resignada con su mediocridad...Eso si, también soy guapa, señor matemático, y tiene razón, el panfleto pseudo feminista es infumable.
Mácaro demente said...
de modo que le gustan los gatos, pero no los ácaros... ah, incongruente criatura... pues unos bichos que den menos la tabarra y exijan menos atenciones no los va usted a encontrar, que lo sepa. cierto que, como no se les ve, no tienen la misma gracia que otros más conspicuos, pero lo que pierden en vistosidad lo ganan en reserva y discreción.vivan los ácaros!
maneki-nekosaid..
Habrá ácaros en la almohada, seguro, pero después de dormir en:PLATAFORMAS DE TREN AL LADO DEL LABAVO CON LÍQUIDO EXTRAÑO SALIENDO POR DEBAJO DE LA PUERTA...ASIENTO CUTRE DE TREN CON CALCETÍN DE PADRE DE FAMÍLIA APESTOSA CAMINO DE ISTANBUL EN LA CARA (TODA LA NOCHE)VERTEDERO SIN DARME CUENTA PORQUE LLEGUÉ DE NOCHEARENA INFECTA DE PLAYALITERA DE RENFE CAMINO DE LISBOAARMARIO (MROZEK)ETC.¡¡¡Qué bien se está en mi cama!!!
Chiqui said...
POZO Y NUMA. Aquí estoy de vuelta en el hotel, después de una tarde entera de conferencias. Algunas interesantes, otras aburridas y una desastrosa...como siempre suele pasar. Don Pozo, según sus brillante explicación, ahora no me puedo ni llamar "mediocridad", lo cual era un consuelo para mí. No tener que demostrar nada y poder presentarme ante lo desconocido tal como soy, sin pretensiones... Ha sido todo un lujo en los últimos años, desde que decidí que la vida se acortaba y no tenía que poner cara de saber lo que no sabía.Ya sabe, cuando la gente te dice "como tú sabes..." ahora yo suelo interrumpir con ..."no, no lo sé" lo cual les deja perplejos...
Veo que ha dejado a este grupo pasmado, se estarán preguntando si soy parienta suya o que...para haberlo traído a tan humilde rincón. Tendrá usted que reconocer que hay por aquí un grupo bien selecto. Muchísimas gracias por escuchar a esta atrevida estrellada estrella. Estoy escribiendo con un laptop y es de lo más difícil...No encuentro los acentos ni nada parecido. Les escribo cuando llegue a casa y me encuentre en mi elemento. Gracias de nuevo.
El Pozo y El Numa said...
A Matemático, como buen ídem, le gustan los juegos esquivos de palabras o los juegos de palabras esquivas. Como haría Lewis Carroll o como haría Hans Mágnum Henzensberger (en ‘El diablo de los números’). Llegamos al mismo sitio, me viene a decir, en esa reivindicación de la etimología de la ‘mediocritas’ como otra suerte de excepcionalidad. O su paralela, si todos somos igual de mediocres, ¿Dónde está la diferencia? Y ¿Dónde la excepcionalidad? De donde concluye, ¿para qué este viaje al vacío, a la nada o al principio? yo lo que pretendía era una redención del uso torcido y desviado de la palabra. Y una reivindicación del carácter moral de la ’mediocritas’, frente al desarrollado carácter moral del ‘héroe’ occidental que se nos impone y publicita.¡Ay la literatura griega, cargada de héroes y de mitos, frente al polvillo menudo del hombre de barro!, ¡Ay las pasiones de los dioses, frente a los deseos de los hombrecillos! Héroes, famosos, conocidos, glamorosos o triunfadores se mueven en la antítesis de lo reivindicado antes. Por eso el poema estrella de Gil de Biedma y su demanda de apartamiento y ruina. Que se contrapone a la máxima de Wharol sobre la fama merecida de cada uno de nosotros, aunque sea una fama de cinco minutos en televisión. De aquí se comprenderá la modelización creciente del formato de programas ‘Reina o Reyes por un día’.Prefiero la soledad apacible de Ferlosio, el apartamiento de Walser, la locura de Hölderlin o la marginalidad cultural de García Calvo que los éxitos triunfantes y tonantes de tantos tontos excepcionales…y famosos. Existen además otras posibilidades exploratorias que no enuncié, pero que restan en la sentina. Por ejemplo en el territorio del Arte y su circunvoluciones. Originariamente, un artista era un artesano (cosa parecida, pero distinta), alguien que cumplía con pericia su oficio de pintor o de orfebre. Poco a poco, esa pericia o esa práctica adquirió apellidos de excepcionalidad. Y de ello llegamos a la construcción mítica del Romanticismo, la excepcionalidad y la genialidad. ¡Le genie!...et la mort.Gracias por la acogida en casa de Estrella y perdón por los excesos.
Adolfo...
En efecto, el ideal neo-estoico que esboza el Pozo y el Numa merecería reivindicarse en nuestra época –época en que “llamar la atención”, “distinguirse en algo”, ser protagonista, tiene un valor desmedido. ¿No estamos viendo los estragos causados por un idiota que quiere distinguirse como defensor de la “libertad” y de un país, como EE. UU., que no se resigna a no ser protagonista? Mucho antes que Gil de Biedma (gracias, P&N, por esos maravillosos versos, que no conocía) habló fray Luis de León del valor falso de la fama – ser “del vano dedo señalado”. El que aspira a la dorada medianía, a la mediocridad, rechaza la fama, la riqueza, los títulos, cualquier ambición… y goza de “un no rompido sueño”. Conozco a personas—novelistas, poetas, pintores—que han cultivado esa especie de ataraxia. Su ideal es “no maravillarse de nada”. Los adoro. Son “héroes” de otro tipo. Dichosos ellos. ¡Quien pudiera emularlos!
cáncer said...!
Qué bueno que me echaste de menos, chiqui! Y debe ir en serio cuando hasta me confundiste con otra persona. Me siento muy halagado, con lo concurrido que tienes el blog, y con visitantes de tanto nivel, es todo un honor que te acuerdes de mi.Así que puesto que me invocas, presto me manifiesto. Ya sabes, siempre a tu disposición.Respecto a los viajes, yo también carezco de escrúpulos ante las camas de hotel. No llego al nivel de inmunización de Neko pero estoy bastante vacunado. Viajo constantemente por motivos de trabajo (acabo de volver de uno) y te aseguro que cuando caigo reventado en la cama me importa bien poco que haya una convención de ácaros en la almohada o nadar en fluidos corporales ajenos. Estoy curado de espanto ¡lo que no mata engorda! Dices en el mensaje que era pero no era para mí, algo así como que te gusta reforzar a la gente recalcándoles lo que valen. Bien hecho. Eso me ha recordado algo, aunque no venga muy a cuento ¿Te acuerdas del Principito? En algún momento lo habrás leído. A mi me lo regalaron en una larga convalecencia cuando aún era un crío que solo leía tebeos. Por cierto, dicen que todos conservamos dentro al niño que fuimos, yo no lo creo, del que yo era no queda nada, su desafortunado sucesor se lo cargó hace tiempo.Pero me centro en el Principito. No lo recuerdo muy bien, pero la historia de la rosa se me quedó grabada. La rosa era una presumida con la autoestima por las nubes, pero plenamente consciente de que su importancia se debía únicamente a que el principito la había elegido entre las demás. Sin el amor del muchacho ella no tenía nada de especial, sería una más del montón. Durante mucho tiempo deseé ser la rosa de alguien. Después cambié y lo que buscaba era la persona que me pareciera tan especial como para intentar hacerla mi rosa. No he conseguido ninguna de las dos cosas. Culpa del sucesor sin ninguna duda, que por jardines no queda.

Chiqui said...
pues claro que me acordaba de ti, cáncer. Creo que Prozac me disculpó.Te presentaste en este block con una actitud muy torera y eso me dejo un poco inquieta. Hoy te veo en mejor forma. Claro que leí el Principito, pero en francés -cuando estudiaba cuarto de bachiller. Lo tendría que leer otra vez, sólo me quede con una impresión general. No me acordaba de la rosa. Es curioso que yo tenía la misma actitud que tú cuando era jovencita (en cuanto a lo de la rosa, bueno para mi un clavel) no era exigente. En casa decían "los de a pie no lllegan y los de a caballo se pasan". No tenía prisa, y siempre gusté a chicos más jóvenes que yo o a señores casados. Vete a saber….Cuando ya había decidido que lo mío era quedarme soltera...y muy contenta con mi decisión, apareció un clavel y en menos de dos semanas me di cuenta que era el quien buscaba la rosa, muy insistentemente. Nos casamos en 2 meses, porque yo era así de impulsiva - y lo sigo siendo - y de esto hace casi 30 años.Ya verás como te llega...sobre todo si tu actitud a la vida es positiva y te dejas querer. No era mi intención servirte de celestina desde este anticuado hotel de NY en un día frió y gris.
Ahora, más conferencias...

prozac said...
Tres hijos, tres maridos, chiqui. Ambas cuentas definitivamente cerradas (espero!!)Saludos Zenobia. Yo te conozco del blog de Vicente Verdú, lo mismo que al matemático y a El Pozo. Me ha gustado leeros aquí también. No se donde me ubicas tú, pero todo es posible.Os veo a todos muy nostálgicos en las ultimas entradas, recordando los viajes de los 20 años, la niñez, el conejo de Alicia... De vez en cuando viene bien rememorarse a uno mismo haciendo camino con pocas necesidades y muchas ilusiones como único equipaje. Con un cepillo de dientes y un saco de dormir bastaba, para echarse a llorar si lo comparas con lo que acarreamos ahora. Lo dejo porque me voy a deprimir.

Anonymous said...Chiqui, a ti lo que te hace falta son unas chancletas.

matemático demente said...entiendo lo que dice don pozo, claro está. sin embargo, no es cierto que yo juegue con las palabras- aunque sí que las más de las veces no sé lo que voy a decir al abrir la boca-, sino que, simplemente, don pozo emplea la palabra "mediocridad" en un sentido menos lato que yo, como sinónimo de "anonimato", "escaso relumbre público" o cosa parecida. todos los autores que cita eran o son hombre excepcionales, aunque, ciertamente, poco conocidos. en cuanto a lo del artista y el artesano... soy demasiado ignorante para hacer afirmaciones rotundas al respecto. no creo que fuese el caso de los poetas, por ejemplo- aunque sí de otros "artistas", en el sentido convencional del término-; en todo caso, como dice debord, "los hombres se parecen más a su tiempo que a su padre": dicha concepción se acabó hace, como poco, un par de siglos y no se disciernen visos de que vaya a volver- aunque sobrevivió un poco más en artes modernas, como el cine: pienso en el caso de artistas que en modo alguno se veían a sí mismos como tales, aunque luego la pestilente cinefilia de algunos los haya elevado a los altares, como buster keaton o john ford- y, por lo tanto, los artistas modernos no pueden escapar a esa especie de maldición o latazo de tener que ser "geniales" o, más modestamente, presentarse a sí mismos como individuos excepcionales, sea a través del estilo, de la "torpe biografía" o de lo que fuere.pero no deseo suscitar una discusión sobre un asunto sobre el que, posiblemente, estemos de acuerdo en el fondo (a pesar de que suelen ser las discusiones más agradecidas y tal vez no las menos fructíferas).un saludo.
provoqueen said...
Buenas tardes/días (o lo que sea allí). Acabo de leer el cuento de Quiroga, y juro que nunca más usaré almohadones de pluma. Desde este momento quedo solemnemente abonada al poliéster, por mediocre que sea.Aunque, si pudiera, lo que de verdad me encantaría es dormir sobre un almohadón de pétalos de buganvilla. Un saludo a todos.Anonymous said...Siempre nos quedará el látex!
provoqueen said...
No tan felices sueños... Desde luego los míos de esta noche han sido rarísimos: Robaba una bicicleta (era negra) para hacer con ella un agradable paseo por un paisaje verde, suave, lindísimo.Cuando decidí devolvérsela a su dueño, lo busqué y lo busqué pero no aparecía. Al final, alguien me informa que éste ha muerto.Buscando al dueño atravesaba, pedaleando, paisajes imposibles y ya no tan lindos, más bien angustiantes: entre altas montañas inasibles, con nieve en las cumbres muy lejanas; entre pueblos muy blancos, cuyos habitantes decían conocerme y que para mí eran completos estrenos; también viajaba en un tren de madera, con idea de dejar allí la bicicleta para que el revisor se la hiciera llegar al dueño, pero no había revisor ni nadie que se quisiese hacer cargo; miento, sí, un médico se dignó a escucharme, y se encargaría de hacer llegar la bicicleta al dueño a cambio de horribles exigencias. Un amigo quería ayudarme pero estaba herido y más bien tenía que ayudarlo yo a él...Al final dejé la bicicleta en algún sitio más o menos visible, con una señal muy vistosa (una especie de banderola muy amarilla) para que el dueño, si la encontraba, la recogiera; y si no, a mi ya me daba igual, continuaría a pie la vuelta a "mi mundo". Entonces entraba en otro laberinto de figuras desconocidas, trenes con túneles, bosques, laderas... pero iba feliz porque me sentía libre y de regreso a mi casa. En algún punto de mi camino de vuelta es cuando alguien me informó de la negra suerte del dueño de la bicicleta negra. Lo lamenté un momento, pero en el fondo me daba igual. Estaba convencida de que había "pagado" sobradamente el que siempre consideré un inocente hurto de una bicicleta para dar un inocente paseo, y estaba tranquila porque, además, había hecho lo humanamente posible por devolverla. Menos mal que al ácaro centollo-size le he conocido sólo después de despertarme; si no, hubiera soñado que me perseguía para chuparme la sangre mientras yo pedaleaba en una bicicleta negra montaña abajo a punto de estrellarme...¿Me he vuelto loca de remate? ¿Necesito unas vacaciones? ¿Alguien podría dar una interpretación a este sueño? Si no, espero que al menos, a alguien le haya resultado divertido. Otro saludo.

maneki-neko said...
Maryska, la protagonista de "Personatges en un paisatge d'infància", da vueltas en bicicleta con su cabellera que le llega hasta los tobillos... Es un espectáculo sobre dos ruedas...Qué fuerza tiene...Voy a limpiar la casa.
cancer said...
Era de esperar, la parte romántica de chiqui es experta en flores. Flores y joyas, te gusta la belleza, sin duda. Realmente un paisaje con buganvillas y jazmines, mezclado con olor a mar y la alegría del sur es lo más parecido al paraíso que yo he conocido,o mejor dicho, que yo he sentido alguna vez. Pero no puedes encerrar una buganvilla en tu casa, solo vive al aire libre y en pandilla. Es muy suya para hacerla tuya. Si vuelvo a probar será con una hortensia como tú me aconsejas, pero no estoy para flores ahora ¿Tu que flor crees que eres?porque alguna espina tendrás.Ya había leído el cuento de Quiroga, pero no se queden en la forma, lo que importa es el fondo. Quien le chupó la sangre a la flor de pitiminí fue el marido, lo del alien en la almohada es una metáfora. Es lo que el autor quiere trasmitir ¿no?Yo interpretaría su sueño encantado, provoqueen, pero no iba a acertar porque el sueño se interpreta en un contexto y yo desconozco el suyo, pero si usted quiere me arriesgo.
maneki-neko said...¿"Luz de gas", con Ingrid Bergman?Vaya marido!
Provoquen said...
Cancer, tiene mi permiso para intentar una interpretación, si le apetece. Gracias.Como yo conozco el contexto, ya le diré: si resuena en mi interior es que va usted bien; y si no, no pasa nada.PD. Lo del ácaro gigante lo habíamos pillado, pero gracias también...
cáncer said...
Pues a jugar a Freud. Lo hacía a menudo en mi juventud, pero las aficiones cambian, como la preferencia por las flores. Antes de empezar les recomiendo un libro que acabo de recordar y viene al caso, muy interesante, el prota es psicoanalista y chino, y también interpreta sueños. Como por aquí hay afición a lo oriental y a los psiquiatras.. Se llama "El complejo de Di" de Dai Sijie, aunque para mí nada como Balzac y la joven costurera china, de este mismo autor. Eso si que es una joya literaria, si aun no lo han leído merece la pena.Vuelvo al sueño de provoqueen:Usted roba una bicicleta negra (el dueño es siniestro, por eso es negra, usted lo sabe pero obvia el dato, porque quiere intentarlo) para dar un agradable paseo por paisajes coloridos.Cuando se cansa del paseo/relación decide devolverla y punto, pero encuentra que no es tan fácil, el camino para hacerlo es hostil, lleno de dificultades, el alma/bicicleta que ha poseído no la quiere perder, o al menos no que se vaya de rositas.Ahora usted quiere tomar el tren de la vida sin bicicleta, pero el pago que le exige el médico es inaceptable: no se puede ir inmune, lo justo es que también salga herida por el daño infligido al robar el ¿amor?/bicicleta.Como nadie la ayuda (y menos otro alma herida) decide por fin dejar la dichosa bici sin más con un buen cartel para que el dueño la recupere si quiere.Reinicia su camino libre, descubriendo gentes nuevas. Se entera de la muerte del siniestro pero da igual, él no quiso sobrevivir sin usted, allá él.La interpretación es simplista y lineal pero a más no llego.¿Ha habido en su vida una relación tan conflictiva como esa? Pues la próxima bicicleta no la robe, pida permiso para usarla y que sea de colores.
Chiqui said...
PROVOQUEN Y Cáncer genial, la interpretación del sueño de Provoquen.Provoquen. Yo tuve un sueño muy parecido, hace años, pero no robe nada. Me veía, como tú volando sobre paisajes de increíble belleza; pasaba por climas cálidos y mares azules a praderas verdes. Había poca gente, me miraban volar sobre ellos y me saludaban. Llegué, como tú, a unas montañas con acantilados, nieve...no llevaba zapatos. En un momento determinado había que saltar un vacío para seguir de una montaña a otra. Aquí, amigos y familiares iban delante de mi...los llamaba pero no me oían, ni siquiera volvían la cabeza. Estaba desesperada y angustiada, lloraba, gritaba (cosa que sólo me permito en los sueños) y de pronto vi volver a mi perro CHIQUI, blanco como la nieve, así es él, que me hablaba -lo cual me parecía normal - y me decía como saltar. Con su ayuda salte al otro lado. Acabé el sueño recriminando a todos los que me querían, por no haberme echado de menos ni oírme.CANCER, adelante, atrévete con éste.
Adolfo said...
Escribe el Matemático Demente: “dicha concepción [de la aurea mediocritas] se acabó hace, como poco, un par de siglos y no se disciernen visos de que vaya a volver”. Pero no-- un ideal no “acaba”. Vuelve todos los días. Aunque haya desaparecido de la conversación pública, allí está todavía, en las páginas de los que expresaron ese ideal, en las personas que despreciaron lo que “el vulgo ciego adora”, las que (sí, es paradoja) ganaron fama por su desprecio de la fama. Así, por ejemplo, Pessoa:

No tengas nada en las manos
ni una memoria en el alma,

que cuando te pusieren
en las manos el óbolo último

Al abrirte las manos
Nada pueda caer.

¿Qué trono quieren darte
Que Atropo no te quite?

¿Qué laurel que no mustien
Los arbitrios de Minos?

¿Qué horas que no te tornen
Estatura de la sombra

Que serás cuando fueres
En la noche y al fin del camino?

Coge las flores mas suéltalas
Apenas tú las mires.

Siéntate al sol. Abdica
Y sé rey de ti mismo.
(tr. José Antonio Llardent)
Rey de ti mismo. “Caudillo de mi mismo,” dice Carlos Germán Belli, otra “sombra” amiga.

Chiqui said...
CANCER. Yo me identifico con la Hortensia (por eso mi preferida) ¡Claro que tengo pinchos! pero no muy punzantes, y creados más por mi ironía y franqueza que por mis malas intenciones.La flor del membrillo me encanta, puede ser amarilla pero prefiero la roja anaranjada. La flor misma no tiene espinas pero si las hojas y el tronco, no muy peligrosas. Lo cierto es que puedo ser, como el mismo membrillo, un poco seca y amarga...en ocasiones y situaciones. El membrillo procesado es demasiado dulce...no soy dulce en absoluto. Para ser dulce tendría que pasar por un proceso de falsificación, como el membrillo. Te mandaré una foto de la flor, aunque me supongo la conoces.
Chiqui said...
ANONIMO, te invito a que te pongas un nombre. Hay otros anónimos por aquí y no queremos confundirte. Sobre todo si me vas a decir que sólo me faltan las chancletas... Por qué no me prestas las tuyas?
Chiqui said...
CANCER. Me estropeaste el cuento! Como deformación profesional les iba a preguntar que me lo interpretaran...pero era bien obvio.
cáncer said...
Ahora ya entiendo el "logotipo" que has escogido para mostrarte aquí. Tu perro blanco, el único que nunca falla.Pues cuando soñabas eso es porque te sentías sola, rodeada por personas que te querían pero no podían ni tenían el más mínimo interés en comprender tus problemas personales. Los veías incapaces de compartir tus miedos y de cubrir tus necesidades más íntimas. Tu sola debiste remontar las dificultades y el único ser capaz de serte fiel siempre, aunque no te entienda es tu perro, que te quiere y te acepta como eres, sin cuestionarte nunca. Esta interpretación es aún más obvia que la del sueño de provoqueen y que la del cuento de Quiroga ¿No lo habías visto así tu? Y ya que estoy ¿como demonios arreglo una lavadora de ropa blanca que ha salido gris parcheada por culpa de un pantalón negro que se infiltró indebidamente con mis camisas? Lamento lo prosaico del tema, pero si alguien lo sabe le agradecería la información. En la casa paterna las labores del hogar eran cosa de mujeres y ahora no me apetece llamar a mi hermana a preguntarle, que aun me la tiene guardada. A mis padres no, a mí. Que luego me digan que las tías no son a veces raras.Conozco la flor del mebrillo pero ¿no te gustan los girasoles? Elegancia y estilo, aman el sol y sus pipas son deliciosas !Lo tienen todo!
Chiqui said...
CANCER. Buena interpretación, la misma que le di yo.Los girasoles son demasiado grandes para mí, me gustan a distancia, pero me intimidan de cerca. Un paisaje de girasoles, como aquella película de Sofía Loren y Omar Sharif? que se desarrolla en Rusia (alguien recuerda el título, Neko??) era increíble. El girasol lo considero masculino…
La lavadora: Si el problema que tienes es que la ropa blanca te ha salido con manchas grises, debes poner agua (templada y suficiente para que cubra toda la ropa) en la bañera y poner lejía (mira las instrucciones porque si pones mucha puedes dañar la ropa) y meter la ropa (la ropa la metes después de que el agua y la lejía estén bien mezcladas) durante un rato hasta que veas que las manchas desaparecen...No tienes por ahí a una vecina que te enseñe?

cáncer said...
Muchas gracias. Lo pruebo. No me trato con los vecinos, llevo poco tiempo viviendo aquí, paso poco tiempo en casa y además no me apetece en absloluto.La película se llamaba "Los Girasoles". Puede que sean masculinos, a mi me caen bien ¿A ti te intimidan? ¿Te intimidan los hombres? No lo creo.Buenas noches.

Chiqui said...
CANCER, los hombres me intimidan un poco cuando veo que van buscando algo que yo no les voy a dar (no que no me gustaría…) Pero tengo que reconocer que, si ese hombre me interesa, y merece la pena, prefiero retenerlo como amigo que como amante. Los amigos, como dice Zenobia, duran más que los amantes. Por eso tengo amigos que habrían podido ser amantes…que bien que no fue así. Ahora son parte de mi…la amistad no tiene valor.

provoqueen said...
Cáncer, le felicito, sí, puede que vayan por ahí los tiros, algo de lo que dijo resonó en mi interior, aunque yo al principio no lo hubiese dicho así como Neko, voto por las buganvillas trepando por una tapia blanca al sol del Mediterráneo. Aunque un jarrón con tres enormes girasoles, en el centro de una gran mesa redonda, alegra la casa una enormidad.

Anonymous said...
Lo que la amistad no tiene es precio. Valor, incalculable.

zenobia said...
Casualmente hoy he leído algo sobre los sueños:"Las olas murmuran a tu alrededor y entonces tú eres ola; murmura el bosque y tú eres bosque; ya no hay más un afuera y un adentro. Vuelas, eres un pájaro en el aire; nadas, eres un pez en el mar; absorbes la luz y eres luz; saboreas la oscuridad y eres oscuridad. Caminamos, alma, nadamos y volamos y sonreímos y volvemos a anudar con delicados dedos del espíritu los hilos rotos; y dichosamente resuenan las destruidas vibraciones. Ya no buscamos más a Dios. Somos Dios. Somos el mundo. Matamos y morimos juntamente, creamos y resucitamos con nuestros sueños. Nuestro sueño más hermoso es el cielo azul; nuestro sueño más hermoso es el mar; nuestro sueño más hermoso es la noche iluminada por estrellas; y es el pez, y es el sonido claro y alegre, y es la luz clara y alegre: todos son nuestros sueños, cada uno de ellos es nuestro sueño más hermoso. Acabamos de morirnos para convertirnos en tierra. Acabamos de inventar la risa. Acabamos de poner en orden una constelación.Suenan voces, y cada una de ellas es la voz de la madre. Susurran los árboles, y cada uno de ellos ha susurrado sobre nuestra cuna. Las calles se abren como estrellas, y cada calle es el retorno a casa."Una sucesión de sueños. Hermann Hesse.
Chiqui said...
ANONIMO: gracias por la aclaración sobre la amistad.ZENOBIA: Bella la cita sobre los sueños. La madre, el principio y fin de todo.

27 comentarios:

amalia dijo...

Chiqui leí ese cuento como texto en la secundaria, hace quichicientos años y no lo olvido más. Ese y "la gallina degollada·, también de Quiroga. Últimamente lo comppré en alemán para mis hijos, pero todavía no me animo a dárselos. Qué tontería, hoy mismo se los paso.

Chiqui dijo...

Hola Amalia. Casi te pierdo después de todos estos otros comentarios antiguos. Claro que le debes de dar esos cuentos a los chicos.
Los asignaba en la época que enseñe High School (14/16) y tuvieron mucho éxito entre los estudiantes. Así los iniciaba a leer otros cuentos. La poesía les resultaba un poco difícil.

adolfo dijo...

Estoy en NYC donde acabamos de homenajear a Gonzalo Sobejano en el Instituto Cervantes—ceremonia organizada por Eduardo Lago, director del Cervantes, para complementar la de Columbia University, de hace unos meses, que recogiste en el blog. Intervinieron Marcia Welles (gracianista, discípula y antigua colega de Gonzalo); Gary D Keller, discípulo y colaborador, que presentó un DVD de entrevistas con el homenajeado y un folleto de sus poemas; Lía Schwartz, catedrática de CUNY, que sirvió de moderadora; José Maria Pozuela Yvancos (hispanista y teórico de la Universidad de Murcia); Christopher Maurer (de Boston University); y Pilar Arnaiz, que transmitió la enhorabuena del “magnifico rector” de esa Universidad, donde enseñó el padre de Gonzalo y donde él inició los estudios superiores. Se comentó durante la ceremonia, Chiqui, tu blog sobre el acto de Columbia. Me consta también que durante la cena se recordó cariñosamente a Luis y a Elvi… En fin, una velada muy agradable. Quizás Gary nos enviará una foto…

Chiqui dijo...

Gracias, Adolfo. Me habría gustado estar ahí. Te agradezco la nota. Me imagino que Gonzalo estaría contento. Sería bueno tener unas fotos del grupo.
No creo que Elvi lea esto hasta dentro de unos días. Un abrazo a todos desde este solitario rincón!.

ad dijo...

http://nuevayork.cervantes.es/FichasCultura/Ficha58487_27_1.htm

Anónimo dijo...

estoy, estoy, pero lejos y rara, Chiqui. Con que firmaré con mi nuevo nick proporcionado por el c, la r, etc. Robo la conexión con un ordenador chiquitito que me ha prestado mi tocaya sobrina. Apenas he llegado a leer cosas sueltas como, por ejemplo, Hermann Hesse... ¡cómo me evoca la lectura de adolescencia! Adolfo en NYC con el profesor. También a mí me habría gustado estar un ratito siquiera. Besos desde la imperial Toletum a todosdas.
Elvi90

tu prima dijo...

Lo más aterrador del cuento es la frasecita que suelta el marido cuando el médico le anuncia que su mujer está desahuciada:
"--¡Sólo eso me faltaba! -resopló Jordán. Y tamborileó bruscamente sobre la mesa."
Bestial. Vaya elemento tenía que ser el tal Quiroga. Un dechado de sensibilidad y amor al prójimo, o a la prójima.
Bueno, está claro que no me ha gustado el cuento del Almohadón de Plumas, prima. Pero sí las entradas antiguas y lo que cuenta Adolfo del homenaje a Sobejano en el Instituto Cervantes.
Aunque no he podido entrar en el enlace que ha dejado.

amalia dijo...

Chiqui también vi la peelícula de los ácaros, y me horroricé. En ese momento pensé que superaban en imaginación a cualquier monstruo de efectos especiales.
Y, prima, mi hijo mayor leyó ayer el cuento y me dijo que le pareció una tontería. Quiero encontrar algo que lo "enganche" por medio de la lectura para que abandone un poco todo tipo de pantalla frente a las que se planta por horas.

Elvi54 dijo...

Tampoco yo he logrado abrir ese enlace, Chiqui. Me hace gracia romper la monotonía de los días sin tiempo medido, junto a mi madre con este pequeño trasto que me perite esta comunicación.

lavingen dijo...

¡Argfh! Qué azco de cuento. A ver qué arreglo me apaño ezta noche pa clapar sobre mi almohadita.

tu prima dijo...

Amalia, a los chicos que no les gusta leer es muy díficil engancharlos con ninguna lectura. Hay muchos que hasta lo llevan a gala.
Por otra parte, supongo que a los adolescentes de hoy ese tipo de cuentos les deben de parecer un poco ingenuos, además de trasnochados y eso, una tontería. No me extraña nada la opinión de tu hijo.
Por otra parte, lo que es verdaderamente novelesco es la vida de Horacio Quiroga, que debía ser bastante egoista y tener una mente un poco torturada.

ad dijo...

Chiqui, buscando cosas de Sobejano en la red tropiezo con un articulo sobre un simposio sobre narrativa, que resulta interesante:

"Novelas 'pensamentales'. El término no es nuevo: lo recoge Gonzalo Sobejano de Juan Ramón Jiménez para definir la novela que se dirige hacia el ensayo. La novela que implica a un autor-pensador. La novela busca el sentido de la realidad y del mundo. El autor Manuel Alberca como ejemplo de autor de autoficciones que al atribuir a su protagonista la misma identidad que la del autor parecen verídicas como las autobiografías. Una estructura híbrida que presenta lo imaginario como real y que no es una apología de la falsificación sino todo lo contrario. La autoficción nos llama a neutralizar nuestra capacidad de ser crédulos. Una tendencia literaria en la que están Luis Goytisolo, Javier Marías o Enrique Vila Matas. En su conferencia, Gonzalo Sobejano añadió que comprar un libro es la única forma que conoce para luchar contra 'el dolor, el engaño, el olvido y la muerte'".
Ver: http://tinyurl.com/ybhknmz

El enlace del homenaje del Cervantes lo tienes aqui:

http://tinyurl.com/y9odmrg

Chiqui dijo...

Hola queridos, para cambiar un poco la expresión de Elvira: “estoy, estoy, pero lejos y rara”, yo digo ‘no me he ido pero no estoy’.
No sé cómo lo hago pero por más que lo prevengo, me encuentro cada otoño atrasada en casi todas las áreas de mi vida ( no especificaré…pero no, no es mi periodo!).

Chiqui dijo...

Gracias Adolfo por ese interesante material que nos has dejado. Me ha impresionado lo que citan de Gonzalo Sobejano “comprar un libro” es la única forma que conoce para luchar contra “el dolor, el engaño, el olvido y la muerte'".
Nunca había pensado en él en términos de ‘engaño, dolor u olvido’. No se debe estar seguro de conocer al otro… sustantivos que no habría asociado con el maestro.

Chiqui dijo...

Amalia…hace 15 años nos quejábamos de que los adolescentes no leían, pero comparados con los de hoy…ya sabes ‘el tiempo pasado siempre parece haber sido mejor’. Tengo que admitir que el cuento tenía más éxito con las chicas que con los chicos.

Realmente no es un cuento para niños, en absoluto. El ejemplo es mi prima que ha percibido ese ‘fastidio’ en el marido. Alguien en los comentarios de la primera ronda del cuento en el blog apuntó muy acertadamente sobre la función de ‘vampiro’ que ejerce el marido en la historia.

Amalia, por qué no dejas que los chicos empiecen a leer literatura popular y no les metas a los clásicos. Con suerte ellos los buscaran en unos años. Me imagino que habrás probado con todo. Yo no me preocuparía, siempre que te vean a ti leer.

Chiqui dijo...

A algunos se os ha escapado el dedo y habéis repetido el mensaje (Elvi, Adolfo, Lavingen) Tenemos que nombrar a Amalia y a mi prima como las expertas del blog.

Y el rubio de la cartera, por dónde anda? Le entró fuerte y ahora va y nos abandona…no puede confiar uno ni en el cartero

Chiqui dijo...

BorrE los repe!

Anónimo dijo...

qué sucederá en su lago, peque, que andan todos con escapes.
éste sólo estaba desaparecido en combate. estaba y no sé si tendré que seguir estando.

la r
ub

pd: cuando un bicho pica habrá que comérselo.
ando con eso de las biografías inventadas...
les aseguro que mi abuelo era un gato. para ser más exacto: el gato grande. así le llamaban las gemelas luisa y julia.
las gemelas no sabían que el nombre
verdadero es gato montés.

Anónimo dijo...

tex, no pierda su ilusión, como ve
soy rubia. tampoco perderé la mía de que usted sea mejicano morena. o lo que es lo mismo: mejicana pero bien moreno.

la r

Tex dijo...

Chiqui este cuento se acabo. No sabes las ganas que tengo de que nos hables de Obama y las Olimpiadas. Patetico, no crees?.
Me imagino que por muy ocupada que andes no te pierdes los partidos de los Red Sox,.Casi , casi, desaparecen.

tex dijo...

Tex temo desulisionarlo-a (¡) no soy moreno o morena ni mejicano o mejicana. Eso si, me gustan las morenas aunque me prefieren las rubias.
Suerte en el campo de batalla.

tu prima dijo...

Lo de la sede olímpica ha resultado un poco patético, sí, pero sobre todo bastante caro para los que han participado sin éxito y con tanto despliegue de medios. Supongo que habrá claves que desconozco, pero a primera vista todo parece un desatino monumental.

Chiqui dijo...

QUERIDOS, siento tener esto tan abandonao. Si alguien quiere colgar algo no tiene na mas que decirlo. A mi me queda, por lo menos, una semana mas de penitencia!
Elvi? Qué pasa contigo? Por lo menos cuelga tú!

Chiqui dijo...

Cartero, como ve, mi lago anda estancado. La casa es otra cosa: tengo a dos carpinteros y a un fontanero… Mi marido y yo de pintores
.Arreglos para ahorrar en calefacción este invierno. Mire que bueno es Obama: nos devolverá $1.500 por contribuir al ahorro de energía. Claro que con eso no podré pagar ni al aprendiz de carpintero , un chico muy salao que se llama Josmin y que es todo sonrisas ( me gustaría saber cuánto le paga el maestro)

Y que hace usted por esos blogs del mundo intentando demostrar si es uno o una?, y qué más da, digo yo. Todo es un juego, no? Siempre que no se juegue con los sentimientos de los otros no hay por que quitarse la máscara…

Chiqui dijo...

Tex, no he visto ni un partido. Ya los di por perdidos. Mira como andaré que ni miro la tele desde hace unas cuantas noches. Avísame, hombre, si merece la pena.

Chiqui dijo...

Pues si, Prima ( y Tex) creo que Obama se pasó con su viajecito para ‘convencer’ a los jueces de las Olimpiadas…compañado de su Michelle y Oprah…Un poco ridículo. Me hace pensar que se le está subiendo su ‘charm’ a la cabeza. Como si no tuviera nada mejor que hacer.

CHICAGO habla por si misma!. Yo me alegro que le haya tocado a Río de Janeiro, aunque según dicen , las ciudades que han patrocinado los juegos en el pasado tuvieron suerte si no perdieron dinero, que es lo más normal.

Chiqui dijo...

Hala! a darle a la brocha gorda...me esta entrando tendonitis!